Qué es la santidad: Qué es la santidad según la Biblia y cómo vivir en santidad

Se tiene que la santidad es una cualidad de un Santo y esta se encuentra compuesta por una cantidad de virtudes, para muchos se trata de vivir en armonio con las enseñanzas de cristo y amar como él lo hizo.

TABLA DE CONTENIDO

De qué trata la santidad

La palabra santidad cuenta con diferentes definiciones, no obstante el más utilizado es como adjetivo que agrupa o comprende cada una de las particularidades de alguien que se considera Santo.

De todos modos, te indicaremos los distintos usos que se le puede otorgar a este término,  se tiene que la santidad es:

  • Se considera como un atributo divino.
  • Perfección y pureza en la conducta.
  • Trato especial que obtiene el Papa, como la mayor jerarquía en la religión católica.
  • Ser alguien sagrado o que sobresale por sus valores.
  • Pureza y limpieza espiritual.
  • Persona que tiene una relación especial y cercano con un ser divino y que se dedica a su servicio.

De esta manera se puede cuenta que el termino santidad es algo difícil de especificar, ya que esto dependerá de quien la utilice y para qué.

Qué es la santidad según la Biblia

Originario de término en latín sanctĭtas, en muchas religiones se piensa en la santidad como la liberación perfecta del pecado.

Se tiene que la santidad es imitar o ser como Cristo en sus palabras, pensamientos, modo de actuar y sentimientos.

Y como característica principal, se tiene que la capacidad de amar a Dios en mi primer lugar y a todas las personas como puedes amarte a ti mismo. De esta manera se engloba cada una de las virtudes así como la alegría, la castidad, la justicia, la humildad entre otras características.

También es considerada como la meta de cada una de las personas que recibieron el bautismo y que basan su vida en las enseñanzas que predicaba Jesucristo.

Ahora bien, en la Biblia esta palabra se contempla como la pureza, la rectitud y la grandeza de Dios, siendo este el propósito religioso que se le entrega y se le propone a los devotos y a los creyentes.

Algunas personas religiosas señalan que el camino a la santidad se encuentra orientado en los escritos de la biblia, que se aprovechan de guía para esto.

Entre los elementos que se encuentran más relevante se tiene: practicar el ayuno, orar, reconocer el poder que esta práctica tiene, perdonar al prójimo por sus ofensa, ser justo, alejarse de las tentaciones, no dar rienda suelta a los deseos carnales, entre otros mandatos.

Es claro que toda persona que desee iniciar en el camino de la santidad tiene que estudiar y poner en práctica cada uno de los mandamientos determinados en la biblia.

Así como lo dice 1 Pedro 1:15-16 sean ustedes santos en cada cosa que hagan, como es santo asi el que lo llamo, ya que está escrito, “Sean santos, porque yo soy santo”.

Qué es la santidad en la vida ordinaria

Se tiene que la vida diaria es nuestra vida ordinaria, El Papa menciona que cada uno de nosotros en nuestra vida ordinaria está llamando a ser santo. Esto es lo que él llama «santidad común«, porque todos pueden cambiar el mundo con pequeños detalles de su propio espacio y de su historia.

También Influimos en los demás a través de nuestras buenas acciones y cambiamos la realidad y la historia del mundo. Todos deseamos hacer un cambio, esto no tiene nada que ver con un gran heroísmo, porque nada pequeño equivale a una santidad mediocre.

Esto quiere decir que desde su rutina diaria, puede influir en otras con sus pequeñas acciones, para ayudar a mejorar el mundo.

La santidad no es una tarea única y exclusiva de la religión. En este documento, se enfatiza que estamos llamados a caminar por el camino de la santidad en nuestra rutina diaria con familiares, amigos, colegas e incluso personas que no conocemos.

Por eso el Papa menciona  la vida santa, incluso en el caso de caídas e imperfecciones, por medio de  pequeños e idiomáticos gestos para expresar una vida ordinaria de una manera extraordinaria.

Qué es la santidad abierta

Cuando se menciona de que se trata la santidad abierta, se contempla que vivir una vida en santidad nos abre a las demás personas, también nos coloca al servicio de quienes nos rodean, como el ejemplo de Cristo.

El Papa Francisco cree que el camino de la integración de las personas en el cristianismo y la búsqueda de la felicidad dando felicidad, servicio y ayuda a los demás nunca debilitará tu fuerza, al contrario, da vida, alegría, sentido de realización y nos hace más humanos. La santidad es apertura a Dios y a quienes nos rodean, por lo que no debemos evitar el servicio a nuestro prójimo y esforzarnos por asegurarnos de que nuestro plan de vida no solo considere nuestro bienestar.

No debes de temer a apunto a lo más alto, tampoco de dejarte amar y ser liberado por Dios. No debes de tener miedo a estar guiado por el Espíritu Santo. Debes de saber que la santidad no te hace menos humano, ya que esto se tiene como el encuentro de tu debilidad con la fuerza de la gracia. Tal como lo señala León Bloy, en la vida se tiene una sola tristeza, no ser santos” GE 34

Cómo vivir la santidad

La forma en que podemos vivir la santidad es permanecer firmes en el Señor y en el poder del Señor, porque no tenemos lucha con la carne y la sangre…

Salgamos a caminar hoy y todos los días, para enfrentar la conciencia de la vida, protejamos cuidadosamente nuestra mente y nuestro corazón.

Esforcémonos por vivir en santidad, luchemos contra la guerra benevolente de la fe, recibamos entrenamiento en la ciencia de la salvación y tomemos firmemente la mano de Jesús caminando en el espíritu.

Recomendaciones para la vida en santidad

A continuación le mostraremos algunas recomendaciones para vivir en santidad.

Estudie y siga los principios de la Biblia. Puede observar la palabra de Dios, en ella encontraras cada uno de los principios bíblico que se ajusten a la vida de su creador. Lo más importante es que las personas se hagan hacedoras de la palabra, no solo la escuchen o la estudien (Santiago 1:22)

Ser practicante del ayuno

La biblia menciona que se tiene que fortalecer al espíritu y debilitar los deseos pecaminosos de la carne, en el ayuno se tiene un gran poder y asimismo la palabra de Dios nos señala que es la sabiduría de Espíritu, y no humana (1 Corintios 2:13-15) se menciona que de otra manera: el ayuno, la lectura y la oración te permiten estar en mejor condición para ser orientado por Dios.

Conocer el poder de la oración

Hablar con Dios, orar se hace por esto, pero por medio de ella debemos aprender a escuchar. ¿Cuántas veces sirvió en oración? Dios mismo te habla y te da instrucciones. Nos dijo en sus palabras que debemos comparecer ante él santos, y rezar constantemente te recordará tu compromiso con la santidad

Saber perdonar


Ser santo es vivir fuera de pecados, quien no pueda perdonar a un hermano, el tampoco será perdonado. Mateo 6:12

También sabemos la importancia de tener amor en nuestro corazón, y el amor es verdadero para todos incluidos a las personas que te ofenden. Los santos saben perdonar, pero los malvados guardan rencor y no reciben misericordia.

Huye de las tentaciones

Saber cuidarse es lo más importante, y la Biblia habla mucho al respecto: de conversaciones dañinas, sobre el camino que no debemos tomar y sobre cosas que debemos considerar o tomarnos tiempo. La Sagrada Escritura también nos dice: «Resiste al diablo y huirá de ti«. Santiago 4:7 no hay que darle espacio al enemigo, no es lo mismo ser probado por Dios que tentados por el Maligno.

No satisfacer los deseos de la carne:

La única forma de ser santo es imitar a nuestro Señor Jesucristo, quien fue probado y salió victorioso de cada una de ellas Si sigue los consejos anteriores, entonces no tendrá muchos problemas a este respecto.

Siempre se presentaran dificultades, pero el Señor está aquí para ayudarnos a no caer, por lo que debemos de confiar que Dios mantiene nuestras vidas en sus manos.

Esperamos que este contenido haya sido de tu agrado.
¡Gracias por visitarnos!


También puedes ver cualquiera de estos resúmenes que tenemos en nuestra web: