Los sacramentos de servicio de la comunión: Cuáles son los sacramentos del servicio y los sacramentos de iniciación

Las sociedades durante siglos han mantenido ciertos rituales de iniciación, curación o servicio a la comunidad. Por ello varían de una cultura a otra. Son formas de comunicarse y recibir la gracia o los dones de su dios o de sus dioses, según cada cultura. En este caso, abordaremos Los sacramentos de servicio de la comunión.

Estos rituales se practican en el Cristianismo desde tiempos antiguos, hoy queremos recordarlos para instar a los fieles a retomar su fe, sobre todo durante los días de Cuaresma  y Semana Santa.

Los litúrgicos de la Iglesia se han resistido al paso del tiempo, y hasta se tratan de ajustar a las nuevas situaciones como la actual en las cuales no será posible la asistencia a las aglomeraciones, debido al riesgo de contraer la pandemia.

Veamos entonces esos sacramentos y prepare papel y lápiz para tomar nota.

TABLA DE CONTENIDO

Qué son los sacramentos de la iglesia católica

En la teología católica, los sacramentos son señales notables, eficaces,​ de la gracia de Dios para otorgar al creyente la vida divinizada y convertirlo en hijo de la congregación eclesiástica.

Se utilizan en diferentes momentos de la vida cristiana, desde que nace con el bautismo hasta la unción de los santos óleos cuando está enfermo, también en el matrimonio, cuando realiza la primera o segunda comunión, entre otros.

Se pueden clasificar los sacramentos en siete o bien en tres partes.

sacramentos de la iglesia católica

La mayoría de los misterios, juramentos o votos solo pueden ser realizados por un sacerdote, aunque el bautismo, excepcionalmente puede ser dirigido por cualquier seglar, incluso no cristiano, que efectúe el ritual de la Iglesia. Además, en el juramento del matrimonio los mismos contrayentes son los ministros.

Veamos entonces los siete sacramentos:

Sacramentos de Iniciación

  • Bautismo.
  • Eucaristía.
  • Confirmación (o Crisma).

Sacramentos de curación

  • Reconciliación (o Penitencia).
  • Unción de los enfermos.

Sacramentos de servicio a la comunidad

  • Orden sacerdotal.
  • Matrimonio.

Todos los sacramentos están ordenados a la Eucaristía, para renovar el misterio pascual de Cristo y la salvación de la humanidad.

El sacramento también se destina, pues, a conferir santidad a determinados momentos y situaciones de la vida cristiana. Al realizarlos, la Iglesia católica mediante palabras y elementos rituales fortalece, expresa y solidifica su fe y la sus seguidores. Entonces son considerados como señales sagradas, eficaces, de gracia y de fe.

Cuáles son los sacramentos del servicio

Los votos o rituales de servicio son dos: La Orden Sacerdotal y el Matrimonio.

El sacramento de la órdenes

Concede a quien la adquiere, la autoridad para ejercer las funciones y los ministerios eclesiásticos que le son propios en el culto de Dios y la salvación de las almas.

Además, se divide en tres grados:

El Episcopado

Corresponde a la plenitud de la orden y el candidato legítimo se convierte en sucesor de los apóstoles, aparte de que le son confiados los oficios de enseñar, santificar y regir.

El Presbiterado

En este caso, su adjudicatario representa al Cristo sacerdote y al buen pastor, de modo que está dotado para actuar en nombre de aquél y dirigir el culto divino.

El Diaconado

El candidato es conferido con la para el servicio en la Iglesia, a través del culto divino, la predicación, la orientación y especialmente la caridad.

Sacramento del matrimonio

Este es el juramento que establece y santifica la unión entre hombre y mujer para llegar a fundar una nueva familia cristiana.

El Matrimonio es el casamiento de una pareja realizado en el recinto del templo para ser santificado con la indisolubilidad y la fidelidad.

Uno de sus rasgos es que no es oficiado por el sacerdote, sino por la misma pareja que, únicamente piden y reciben del clérigo la bendición para la nueva familia que está surgiendo.

Cuáles son los sacramentos de curación

Los rituales de curación, en cuanto a estos encontramos los siguientes:

Ritual de Reconciliación

En este caso, se trata de la confesión de los pecados a un clérigo, quien aplica la penitencia al creyente, para que una vez cumplida, se pueda propiciar la reconciliación con Cristo. En tal sentido, le da al cristiano católico la oportunidad de observar y reconocer sus faltas, arrepentirse y decidirse a no pecar más, de modo que logre el perdón de Dios.

El sacerdote o  párroco las escucha en nombre de Dios y le concede al confesante el perdón y la paz por la unidad de la Iglesia.

Desde el punto de vista formal, el segundo se arrodilla ante el sacerdote y  le expresa que cometió tal o cuales pecados, que desea confesarlos y pedir a Dios que lo perdone.

Una vez oídos, queda de parte del clérigo o padre orientar mediante consejos, censura, u otra para forma de reconfortar al penitente, recomendando la enmienda o purga a cumplir.

Después que el párroco pronuncia las palabras de perdón, y bendice al penitente, éste debe rezar la plegaria llamada Acto de Arrepentimiento, y se retira para cumplir con la enmienda o  penitencia que se le encomendó.

La Iglesia considera que este es un acto purificador que debe ser realizado antes de la Eucaristía, para que pueda ser recibida con el espíritu limpio, pero, se entiende también que ese efecto es saludable o benéfico para el espíritu.

En todo caso, uno de los deberes impuestos al sacerdote es guardar el secreto de la confesión.

De ningún modo puede revelar lo que oye de los fieles en el confesionario, y su incumplimiento  es considerado uno de los mayores y más graves pecados que un sacerdote puede cometer y lo sujeta a penalidades severísimas impuestas por la Iglesia. Pero las leyes seculares también pueden instarlo a denunciar delitos contra la vida humana. Este es el dilema.

Ritual de unción de los enfermos

Se refiere a la situación en la cual el presbítero o clérigo acude al lugar donde se encuentra el enfermo para rezar y ungirlos estimulándolos a curarse mediante la fe en Cristo, escuchar  los lamentos del afectado y proporcionarle el perdón de Elohim. Dicho ritual puede ser dado a cualquier persona en estado de dolencia o enfermedad, y no sólo a los que se hallan a punto de morir, como se hacía en otros siglos.

Cuáles son los sacramentos de iniciación

Los sacramentos de iniciación son dos: el bautismo y la confirmación.

Sacramento del bautismo

Es interpretado como el ritual que abre las puertas de la vida cristiana al bautizado, introduciéndolo en la comunidad católica, al grandioso y santísimo Cuerpo Místico de Cristo, que es la Iglesia.

Normalmente se hace con agua en el bautismo, mediante la inmersión, efusión o aspersión mientras se invoca el nombre de la Trinidad.​ Por ello, bautismo significa sumergir para emerger con una nueva vida resucitada.

​Algunos Padres consideran que no necesariamente en agua, pues de lo que se trata es de sumergirse en Jesucristo y su Buena Nueva.

Eucaristía o Comunión

En este caso lo que se conmemora es la Última Cena, la Pasión y Resurrección de Cristo, en la cual el creyente recibe y desgasta en su boca la hostia consagrada que representa el cuerpo místico de Jesús.

La Comunión se realiza después debe de haber confesado sus pecados y haber recibido el perdón divino y se realiza si las faltas no son graves o mortales. ​

Por lo común, la consagración se realiza durante la Misa, y el rito también es denominado del  Sacrificio o acto de consagración. Allí se recrea el momento de la Última Cena de los apóstoles con su maestro, sirve el pan (en este caso la hostia) y el vino a sus discípulos expresándoles que les entregaba su cuerpo y su sangre.

La Iglesia católica asegura que cuando el clérigo o presbítero pronuncia las palabras del ritual levantando la hostia y el cáliz con el vino ocurre el fenómeno de transubstanciación, de modo que la substancia material (hostia en este caso) se transforma en el cuerpo de Cristo y el vino pasa a ser su sangre.

No obstante, en el Nuevo Testamento, las palabras de Jesucristo son puramente figurativas, como la mayoría de sus parábolas para mejor comprensión de los oyentes.

En todo caso, el pan “transubstanciado” es pasado a los fieles. Entonces, puede decirse que la Eucaristía es un ritual de acción de gracias.

Recuerde seguir las normas establecidas contra la pandemia durante los días de Cuaresma y Semana Santa. No se burle de la bondad y misericordia de Dios, ni crea que se trata de un juego. Rece mucho, lea la Biblia, pórtese bien, y viva feliz en medio de los suyos.

Hemos llegado al final, recuerde visitar nuestra web para más artículos de su interés.


También puedes ver cualquiera de estos resúmenes que tenemos en nuestra web:

Oración al Arcángel Chamuel

Oración al Arcángel Chamuel

La Oración al Arcángel Chamuel es una oración muy hermosa, generalmente utilizada para atraer a sus seres queridos. También es…